Thursday, January 18, 2007

Una decisión de vida

La adicción a las drogas, es una grave enfermedad que daña progresivamente al individuo de manera integral, transformando su personalidad hasta extremos increíbles, puesto que en muchos casos para financiar la adquisición de estupefacientes recurren al delito, estando narcotizados también suelen delinquir y cuando tienen una crisis de abstinencia pueden tornarse extremadamente violentos. En términos generales, estas desdichadas personas son un peligro para sí mismas y para la sociedad en su conjunto.

No todo está perdido cuando hay deseos de vivir, puesto que si bien es una enfermedad incurable, en la medida que el paciente reciba el tratamiento correspondiente y no se drogue podrá considerarse recuperado, y en muchos casos de por vida.

Lamentablemente las neuronas destruidas el adicto no las podrá recuperar, pero dejando de lado definitivamente la utilización de sustancia tóxicas, estará en condiciones de llevar una existencia lo más aproximada posible a lo normal. Optar por vivir en armonía con la naturaleza, y con uno mismo, es el mejor camino que un individuo puede transitar.


2 comments:

Gabrielus said...

Charly:
Absolutamente de acuerdo, sin más.
Es importante destacar que para aquellos que caen en esa enfermedad es esencial que cuenten con el apoyo de amigos y familia, o lo que es lo mismo, con el amor. Lamentablemente no todos tienen esa oportunidad y la marginación en que viven les depara un triste final.
Los único que nos queda, especialmente a los creyentes en Dios, es pedir por todos ellos y tratar de colaborar desde nuestro lugar cuando corresponda para que el país mejore y no dé oportunidades a dicha enfermedad.
Un abrazo.

Charly Karl said...

Gabrielus, todos podemos desde nuestro lugar hacer algo por un mundo mejor, los blogs son una de la innumerables alternativas para lograrlo.

Un abrazo!